La serie que para muchos de nosotros es top dentro de nuestros favoritos, ha ganado el día de ayer el premio a la mejor en su género, pero en este espacio no se tratará su valor en base a su comicidad de un nivel de alto IQ, sino porque algunas de las cosas que el simpático Sheldon ha llevado a cabo y ha sacado de sus casillas a Leonard ya están siendo realidad, de una realidad que debería tomarse más enserio que de comedia, ¿recuerdan el capítulo donde Sheldon se prepara para consumir una refrescante bebida que resultó era en un principio su propia orina?, pues en este mundo lleno de soluciones en ocasiones extrañas un  personaje singular dentro de su rama, está llevando a cabo un proyecto que compagina las peculiaridades de Mr. Sheldon y Bill Gates, siendo este último quien se ha propuesto convertir lo que muchos califican como desechos humanos en composta y agua de riego(lo que comúnmente llamamos popo y pipí), con el objetivo de salvar miles de vidas en el país más azotado por muertes a causa de infecciones intestinales, África, se ideo el uso de un retrete con la capacidad de llevarlo a cabo.

El genio del mundo cibernético implementó un reto, cuyo objetivo es que el retrete sea una unidad independiente, sin conexión ni eléctrica, ni a una tubería de agua ni a un desagüe. Debe ser fácil de instalar y su mantenimiento no cueste más de 5 centavos de dólar al día.

El responsable último del proyecto de la Fundación Gates es el ingeniero holandés Frank Rijsberman, responsable del departamento de Agua, Servicios Sanitarios e Higiene de la organización, que actualmente trabaja en dos proyectos: uno promueve la construcción de letrinas en zonas rurales y chabolistas, mientras el otro ofrece becas a los científicos que aporten nuevas ideas para usar los excrementos humanos.

Los niños entran en contacto con los excrementos y pueden desarrollar diarreas crónicas que matan a más niños de menos de cinco años que el sida y la malaria juntas“, ha explicado Frank Rijsberman, director del Programa de Agua, Higiene y Saneamiento de la Fundación Bill y Melinda Gates.
 
 
El 40% de la población no usa inodoros y 1.000 millones de personas defecan al aire libre. “En algunas ciudades, la gente usa como baño una bolsa de plástico que luego tira a la calle“, explica Rijsberman.

retrete orgánico

                                                                                Imagen  reto Bill Gates


El reto fue lanzado hace casi más de año y medio y ya dio avances importantes, dejando como evidencia que nuestro ingenio no tiene limitantes al menos de inteligencia, pues ya se ha encontrado la solución que se adapta perfectamente a lo establecido por la fundación, se expusieron varias opciones dentro de la feria “Reinventar el Inodoro”, que tuvo lugar en agosto del año pasado en Seattle, EE.UU.

Las propuestas más relevantes recibieron un premio de US$100.000. y serán puestas a prueba en el transcurso de 3 años, sin embargo uno de ellos lidereado por Walter Gibson, de un equipo de científicos de la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres, mostró un inodoro que usa larvas de mosca soldado negro para procesar los residuos y crear alimentos ecológicos para animales y ya está siendo probado en Sudáfrica.

Inodoros del futuro

Este diseño usa larvas de mosca soldado negro para procesar los residuos y crear alimentos para animales.

De manera que no todas las ideas que en apariencia son de ficción y comedia son tan descabelladas, ¿no creen?, y con un poco de esfuerzo de nuestra parte se puede hacer de este un mundo más equilibrado.

Fuentes: 

reto Bill Gates

Feria Reinventar el inodoro

 

Datos del autor:

 

tarjeta Arq yolanda

Anuncios