venta de playas mexicanasAl fin me decido a escribir respecto a eso, con mucho sigilo debido a que sé que no todos los que leen ven a la diversidad como algo “útil” y es muy respetable, pero les compartiré lo que pienso.

 Pues, la búsqueda empezó por Google, donde no encontré la “Reforma al artículo 27 Constitucional” textual, propuesta por Raúl Paz Alonso (Lic. en Economía del TEC de Monterrey), Gloria Elizabeth Nuñez Sánchez (Lic. en Derecho por la UAN) y Manlio Fabio Beltrones (Lic. en Economia por la UNAM), la primera fuente que pensaba visitar era el Diario Oficial de la Federación, pero no encontré absolutamente ninguna modificación reciente ahí, entonces me metí a varios links y solo en uno de ellos te da como la idea de lo que dice  realmente la “propuesta”, se las cito a continuación:

… permite a los extranjeros adquirir una propiedad en nuestro país en la zona restringida, a partir de la celebración de un fideicomiso, sociedades anónimas… para uso habitacional en una franja de 50 kilómetros de las playas mexicanas…

El muchachito argumenta que esto dejaría una derrama económica superior a los 2,500 millones de dólares (supondría yo que anuales), apoyando así al turismo, la 5ta actividad más importante económicamente… y así beneficiar a “todos los mexicanos”.

 Bueno pues ahí les va, económicamente no creo que el “lic” Paz llegue a mi casa a darme mi parte proporcional anual de esos 2,500 millones. Y no creo que tampoco a parte de pagarnos a “todos los mexicanos”, pueda con esos 2,500 millones pagar los servicios ambientales que la línea de costa nos ofrecen, como espacios recreativos, de de esparcimiento, así como toda la diversidad que se perderá al momento de construir casas y casas y casas…

 Entonces… recordando mis clases de derecho, me percate que obviamente no está en el Diario Oficial, porque aun no es “oficial” esta reforma, ya que tiene que aprobarla el senado… Fue ahí cuando dije, pues no todo está perdido, digo, quizá y no puedo pedirle a un abogado o a un ecónomo que se pongan a apreciar la belleza que las playas nos ofrecen o a los bichos que están de allá para acá, pero sí creo que las leyes las hacemos nosotros, ya que, finalmente,  ellos se dedican a hacer leyes, pero está en nosotros pensar que tanto nos conviene, no de forma monetaria, sino en todo aspecto, “50 kilometros de playa”, no creo que sea suficiente espacio con la basura que podrían generar las personas que quieran habitar nuestro país, ya sean jubilados ricos (como el muchachito argumenta) o personas que nomás tienen lana y ganas de venir a expandir su territorio.

 Pero la buena noticia viene aquí… Se acaba de hacer una reforma en el artículo 32 de la LGEEPA (derivada del artículo 27 Constitucional), donde menciona que:

ARTÍCULO 104.- La Secretaría promoverá ante la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación y las demás dependencias y entidades competentes, la introducción y generalización de prácticas de protección y restauración de los suelos en las actividades agropecuarias, así como la realización de estudios de impacto ambiental que deben realizar previo al otorgamiento de autorizaciones para efectuar cambios del uso del suelo, cuando existan elementos que permitan prever grave deterioro de los suelos afectados y del equilibrio ecológico de la zona.

Por lo que siendo coherentes me atrevo a decir que, antes de que una persona quiera venir a poner sus casas, debe de demostrar mediante un estudio de impacto que no deteriorara los suelos y el equilibrio ecológico de la zona… pero ¿y si hablamos de una sola casa?:

El artículo 27 Constitucional cita en su reforma de 1992 …regular, en beneficio social, el aprovechamiento de los elementos naturales susceptibles de apropiación, con objeto de hacer una distribución equitativa de la riqueza publica, cuidar de su conservación, lograr el desarrollo equilibrado del país y el mejoramiento de las condiciones de vida de la población rural y urbana. en consecuencia, se dictaran las medidas necesarias para ordenar los asentamientos humanos y establecer adecuadas provisiones, usos, reservas y destinos de tierras, aguas y bosques, a efecto de ejecutar obras públicas y de planear y regular la fundación, conservación, mejoramiento y crecimiento de los centros de población; para preservar y restaurar el equilibrio ecológico; para el fraccionamiento de los latifundios;

Nos podemos apoyar (bueno, la persona del senado que esté en contra de esta ley ja ja) en que el anterior artículo habla de una distribución equitativa de la riqueza pública, así como el ordenamiento de asentamientos humanos aunados a la conservación del sistema…

 Tal vez soy muy optimista, pero creo que no todo está perdido, aclaro que soy bióloga y que mi razón de conservarlo es por la gran diversidad de especies que albergan estos ecosistemas, muchas migraciones que se podrían ver afectadas, algunas tortugas, que aún no están dentro de una UMA, un sitio RAMSAR o una Reserva como tal; las cacerolitas de mar que desovan muy cerca de la línea de costa

Todas estas especies se pueden ver afectadas con la presencia del humano, no creo que todo el dinero del mundo pueda comprar el que una especie por causas antropogénicas se vea afectada sin necesidad alguna… pero siendo coherentes con las leyes que tenemos en la actualidad, creo que no será tan fácil que se apruebe esta reforma…

 Estemos al pendiente, realmente este artículo fue informativo, de todo lo que encontramos en internet les di un pequeño resumen, pero realmente la última palabra la tienen ustedes…

 Ni aun con todo el dinero del mundo cuando se acabe la última planta, podremos crearla; cuando se contamine la última gota de agua, podremos tomarla sin dañarnos, entonces… Creo que el país tiene mayores alternativas de explotación de nuestros recursos sin dañar nuestros ecosistemas, desechemos como alternativa la venta de nuestros recursos, que ellos son los que nos hacen realmente ricos…

 Fuentes:

facebook RaulPazAlonzo

nayaritenlinea

gobierno

notisureste

juridicas

dof gob

Datos de autor:

tarjeta Jacqueline Rivera